TRANSFORMACIONES Y SINTOMAS PRODUCIDOS POR EL NUEVO CODIGO GENETICO Y ACTIVIDAD SOLAR

PINCHAZOS, MORETONES, QUEMADURAS, HERIDAS
Se pueden presentar pinchazos idénticos a los de las inyecciones físicas, marcas rojizas, granos
que forman determinados dibujos, e incluso se pueden detectar quemaduras o heridas, todo ello
sin que el ser le haya encontrado un motivo o explicación, desde el punto de vista tridimensional.
Los pinchazos suelen encontrarse en los brazos, y son siempre el reflejo físico de algún proceso
que se ha realizado en el plano etérico. Estos se suelen presentar cuando ha habido una extracción
de elementos caducos en el código genético o por la inyección (siempre a nivel etérico), de
elementos que pertenecen al nuevo código genético.
EL NUEVO CÓDIGO GENÉTICO ESTÁ SIENDO IMPLANTADO YA EN LOS CUERPOS
ETÉRICOS DE LOS AUTOCONVOCADOS, Y ESTO TIENE TAMBIÉN SU REFLEJO EN
EL CUERPO FÍSICO. MUCHOS NIÑOS YA ESTÁN NACIENDO CON EL NUEVO
CÓDIGO GENÉTICO.
Volviendo a las marcas físicas, a veces pueden encontrarse pinchazos en la cabeza. Esto ocurre
cuando se ha procedido a extraer a nivel etérico y astral elementos impuros que se reemplazan
por elementos energéticamente mucho más sutiles y mucho mejor ordenados en su estructura
atómica y molecular. Se pueden presentar también quemaduras en zonas que son vórtices de los
nuevos centros energéticos.
Pueden aparecer también marcas, granos o manchas rojizas en la cabeza o en la cara, como por
ejemplo, en la zona del entrecejo. Las marcas de pinchazos suelen encontrarse en la zona derecha
de la cabeza o en la parte inferior de la nuca. En la zona del pecho igualmente pueden aparecer
puntitos rojos, lunares, granos e incluso también quemaduras, sobre todo en la parte central
derecha. Los mismos síntomas se pueden presentar en la zona del abdomen, correspondiente al
centro del plexo solar, con preferencia también hacia el lado derecho, a dos dedos
aproximadamente debajo de la última costilla.
Todas estas marcas presentan dos características bien claras:
a. Que son perfectamente observables en el cuerpo físico
b. Que pese a su “materialidad” carecen de explicación natural o lógica desde el punto de vista
tridimensional.

Los hermanos deben recordar varias cosas respecto a estos procesos:
• Que se producen en los cuerpos sutiles, que son procesos todos ellos energéticos para elevar y
armonizar la vibración de los seres preparados para ello.
• Que son procesos realizados desde la Luz, desde el Bien, y desde la conciencia superior
emanada desde las esferas elevadas de Luz y de Amor.
• Que todo se realiza y se realizará con el consentimiento interno, y a veces también externo, de
los seres autoconvocados. Si el ser no quiere transmutar, se respetará siempre su decisión.
• Que trabajamos en unión a las mónadas y al espíritu de los seres, conjugados todos en realizar
el Plan del Padre en Amor y evolución.
Así pues, nada han de temer nuestros amados hermanos en la Luz. Todo este proceso nace del
Amor, de la entrega y de la voluntad de los seres y nada en la Luz se realiza sin el consentimiento
del Padre y de sus criaturas. Participamos y somos en la Unidad de Amor Universal. Es cierto
que existen seres retrógrados e involutivos, ya sean de la Tierra o del espacio exterior, pero los
hermanos que trabajan en la Luz están siempre protegidos por la flama azul que les resguarda de
todo mal.
Sin embargo, la decisión es de cada uno; si los seres vibran en lo denso pueden atraer
entidades densas; pero si vibran en la Luz, éstas nada podrán haceros. La Ley de Afinidad
funciona con precisión en los procesos energéticos. Así pues, aquel que vibre en entrega, en fe y
en Amor puede estar seguro de que la protección superior está con él. Todo el Universo vibra y
vela por él. Precisamente, todos estos procesos están siendo difundidos para que se tome
conciencia de ellos, y se acojan con naturalidad, con sencillez y sin miedo. Los hermanos podrán
comprobar cómo avanzan rápidamente por la senda del Servicio, de la entrega, de la fe, de la
elevación, de la conexión y del Amor.
Entonces nos sentirán y sabrán que no es hora de temer,
sino de alegrarse y colaborar con el Plan. También podrán constatar que son muchos los seres
que están sintiendo los síntomas aquí descritos, ya sea alguno de ellos o todos, y ya no se sentirán
tan raros ni extraños. No estáis solos en esto, son miles los autoconvocados a la evacuación de
conciencias que ya se está realizando y estos signos son el reflejo externo de esta preparación.
Muy distintas a las anteriormente descritas, son las manchas rojas en forma de quemadura,
parecidas a las del sol, que experimentan los seres que han estado en contacto cercano tridimensional con las naves.
Estas quemaduras son producidas por el choque de frecuencias
vibratorias en aquellos que no disponen de mecanismos de apertura y entrega a la existencia de
seres extraterrestres. El desfase energético produce una descompensación que se expresa en
quemaduras cutáneas que desaparecen pronto, aunque el “choque” en el ser interno se mantiene
ya para todo el resto de la encarnación. En todo caso, este suceso es muy distinto al proceso
evolutivo que estamos explicando en este comunicado.
Los seres autoconvocados trabajan y se entregan conscientemente y admiten, e incluso anhelan
en su ser el cambio, la transmutación y la elevación de su estructura molecular densa. Otros se
enfrentan repentinamente a una realidad que no esperaban, pero que sin embargo servirá de
comienzo para la apertura de procesos transmutadores. Sin embargo, los encuentros inesperados
tampoco son casuales y todos tienen su explicación y necesidad en el Plan global.
Volviendo a los cambios en los hermanos, que ya se pueden ver y sentir hasta en su cuerpo físico,
vemos que corresponden a dos tipos de trabajos que se están realizando simultáneamente:

a. Implantación del nuevo código genético.
b. Apertura de los nuevos centros de energía; reemplazo y activación de éstos, y desactivación de
los antiguos:
• Centro coronario, lado derecho de la cabeza. Hemisferio cerebral derecho completo.
• Centro cardíaco, dos dedos hacia la derecha del centro del pecho.
• Centro del bazo (plexo solar). Desplazamiento al costado derecho, hígado (plexo cósmico).
Estos dos procesos son paralelos y han de ocurrir simultáneamente. Es por esto que tan
importantes cambios pueden producir trastornos en todos los planos a los seres que los viven.

6. DOLORES EN EL ANTIGUO PLEXO SOLAR Y EL NUEVO PLEXO CÓSMICO
Respecto al centro llamado plexo solar, también se están produciendo en él fuertes dolores sobre
todo en su zona antigua de expresión, que es el lado izquierdo a la altura del bazo. Estas
molestias corresponden a la desactivación de la energía en esa zona, y a su traspaso y
correspondiente activación en la zona derecha, donde se encuentra el hígado. Así se activa la
energía que actúa en el lado derecho del cuerpo, un par de dedos más abajo de la última costilla y
que es el plexo cósmico. Este nuevo centro es más sutil que el plexo solar, es decir, vibra a más
velocidad, lo que permite conectar con energías no sólo solares sino también con las de origen
cósmico superior.
De esta manera, el espectro en la recepción de energías aumenta
considerablemente. Es curioso que en el caso del traspaso energético en este centro, el dolor no
se presenta tanto en la nueva zona, sino en la antigua, la que está en decadencia. El dolor se
puede detectar muchas veces palpando la zona izquierda mencionada, un poco por encima del
bazo. El dolor en un punto determinado aparece con gran claridad. En algunos momentos, el
dolor puede agudizarse y se siente sin necesidad de palpar la zona. Este es otro de los síntomas
que están sintiendo miles de seres junto a toda clase de marcas en el costado derecho, en el punto
donde se está activando el plexo cósmico, como nuevo centro receptor de energías para esa zona.
Igualmente, se pueden sentir dolores o pinchazos en la parte derecha que se está activando.

7. CAMBIO EN EL COLOR DE LOS OJOS. MAYOR TRANSPARENCIA
Hay otro factor de cambio muy fácil de detectar y es que el color de los ojos se aclara. Cada ser,
en su tono de ojos tridimensional, aclara el color del iris que se vuelve, no sólo más claro en su
tono, sino también y sobre todo, más transparente y luminoso. Esto se puede observar más
fácilmente en los hermanos con tonos claros en su color de ojos, porque se aclaran hasta un grado
bastante fuerte de transparencia. Así es como muchos de nosotros tenemos los ojos: transparentes
en la zona del iris y de colores muy claros.
Y es que los ojos son también un punto energético muy importante receptor, y sobre todo,
transmisor de las energías cósmicas. Es así, como observando los ojos de un ser, se puede sentir
en qué nivel vibratorio está. Los hermanos en Servicio se reconocen por los ojos y la mirada es
una potente fuente de irradiación de energía.
Hay todo un Servicio consciente muy hermoso que se puede realizar a través de la mirada
amorosa, que consuela, que cura, que acompaña, que aconseja, etc. Los hermanos deben tomar
conciencia de la importancia de los ojos como centros energéticos capaces de recibir, transmutar
e irradiar energías cósmicas de muy elevada vibración.
Dada la creciente sutilización que están experimentando los ojos, se están volviendo cada vez
más delicados para el plano material. Por esta razón, muchos hermanos están teniendo problemas
en sus ojos, que se ven agravados por la contaminación y los rayos solares sin filtrar
correctamente, por el deterioro de la capa de ozono. ¡Mucho cuidado, hermanos, con vuestros
ojos! El proceso sutilizador los hace extremadamente delicados a todas las expresiones de
densidad y suciedad. La correcta higiene, control, y SOBRE TODO EL USO DE LENTES QUE
GARANTICEN UNA PROTECCIÓN TOTAL DEL SOL, SERÁN LA MAYOR PREVENCIÓN
DE GRAVES TRASTORNOS QUE PODRÍAN ACABAR HASTA EN CEGUERA. LOS OJOS
SON UNA PARTE MUY IMPORTANTE EN LA EXPRESIÓN DE VUESTRO SER
INTERNO. ES NECESARIO CUIDARLOS Y PROTEGERLOS.
Cuando existen trastornos en los ojos, pueden significar, o falta de apertura, o cuidados
insuficientes. Poned atención a esto. También se pueden dar fuertes dolores y pinchazos en el
interior de los ojos. Estos corresponden muchas veces a la transmutación y sutilización que están
atravesando. Se nota muy claramente porque el dolor viene desde dentro, desde la parte más interna, detrás de los ojos. El dolor puede llegar hasta los ojos mismos. En esos casos, la
tranquilidad y el descanso son las mejores ayudas, ya que es un proceso natural de ajuste y
armonización de energías.
Respecto a la visión en sí, es común para aquellos seres con cierto nivel de apertura, que
observen puntos luminosos, casi siempre encima o alrededor de determinados seres. Estos puntos
de luz también se pueden ver en libros o en escritos cuando han sido inspirados por la sabiduría
superior. Siempre significan la presencia de pureza, de energías puras o energías de Luz. Muchas
veces son la manifestación de la energía-madre de Taikuma, que está actuando con mucha fuerza
en estos momentos en el planeta.
La presencia de puntos de luz alrededor de un ser indica que está vibrando en armonía con las
nuevas energías actuantes. También pueden responder a la presencia de seres en forma de energía
pura. A veces se pueden ver alrededor o cerca de imágenes o figuras de ángeles, de Jesús, de
santos, o de figuras sagradas, ya que éstas son la representación tridimensional (el símbolo), de
cierto tipo de energías puras. Muchas veces, nuestra misma presencia a vuestro alrededor es
detectada por vosotros de esta manera. Los Maestros y Seres de alta Jerarquía Cósmica:
consejeros, comandantes, seres angélicos, etc., es decir, todos los seres que viven desde la quinta
dimensión hacia arriba, pueden ser detectados energéticamente mediante estos puntos luminosos
de color blanco-transparente brillante.
Allí donde estén estos puntos, estará la energía de la Madre actuando para el planeta, en gran
parte de los casos. En los trabajos y Servicios relacionados con la transmisión de energías,
también es muy frecuente observar los puntos luminosos. La observación de este fenómeno
luminoso se explica por la energía en sí misma, o por la presencia de Seres de Luz portadores de
ella.Rolando Vargas
Fuente:merkabaviviente